Breve reseña de mi viaje a Santander, Colombia

En mi intento por tratar de conocer las maravillas que se esconden en este país, me animé a visitar Santander. Ojo, estoy hablando de Santander, Colombia, aunque espero algún día poder conocer Santander, España.

Durante 5 días y 4 noches estuve en Bucaramanga, Floridablanca, San Gil, Barichara, el Cañón del Chicamocha y en La Mesa de Los Santos.

Después de esta experiencia, en donde me encontré de frente con paisajes encantadores y gente super amable; estoy más convencida de que vale la pena recorrer la propia casa y mirarla con ojos de turista.

Porque Colombia es un país que no se define únicamente por su política corrupta ni por su guerra interna; sino por sus lugares, su ecosistema y por lo que la naturaleza ha creado aquí.

No pretendo dar un relato de lo que hice en Santander, que básicamente fue recorrerlo y disfrutarlo, sólo quiero compartir algunos datos útiles para el viajero que también quiere disfrutar de este destino tanto, o más, que yo.

Qué hacer en Bucaramanga

La verdad la ciudad me pareció muy básica. Hay muchos parques y está muy bien organizada, pero, como en la mayoría de capitales de Colombia, las opciones son muy pocas y los mejores planes están por fuera de la ciudad.

Cómo recorrer Santander

Si busca conocer varios lugares en un solo viaje, lo mejor es hospedarse en San Gil, capital turística del departamento. Ya que desde el terminalito de San Gil salen los buses que llegan al resto de destinos en Santander.

Para llegar a San Gil hay que tomar un bus desde la terminal de Transportes de Bucaramanga. El recorrido dura unas 3 horas aproximadamente, y está lleno de curvas, así que prepare bien su estómago.

Cerro del Santísimo, Floridablanca

El parque Cerro del Santísimo es un lugar precioso. Allí se encuentra la figura del Santísimo, una construcción impresionante y muy bonita. La entrada cuesta $22.000, y si quieres subir hasta la parte de arriba de estatua, el ascensor cuesta $5.000.

Monumento El Santísimo
Vista desde la cima del monumento

Para llegar a Floridablanca basta con tomar un autobús desde Bucaramanga y listo.

San Gil

Como dije antes, San Gil es la capital turística de Santander. Es un pueblo muy normal, de hecho tiene más pinta de ciudad que de pueblo. Lo mejor para hacer en San Gil es deportes de aventura.

Las opciones son muchísimas, pero yo sólo me animé a hacer el aterrador Salto Bungee. Todavía no puedo creer que lo haya hecho, y estoy segura que no lo voy a volver a repetir nunca.

Fue horrible
Completamente aterrador

El costo del salto es de $80.000 e incluye las fotos y el vídeo (que por obvias razones no pienso compartir nunca). La agencia con la que hice el salto es una de las mejores de todo el país, se llama Colombia Bungee Jumping.

Desde San Gil se puede llegar a Barichara, al Cañón del Chicamocha y a otros puebos turísticos de Santander. El viaje a Barichara desde San Gil dura unos 30 minutos, y el bus tiene un costo de $5.000. Hasta el Cañón dura casi hora y media, y el bus cuesta $20.000.

Barichara

Al igual que Salento, Barichara es uno de los pueblos más bonitos y fotogénicos de Colombia. Hace mucho calor, pero probablemente sea porque fui en pleno verano. A aparte de las millones de fotos que se pueden tomar en Barichara, también es posible caminar hasta Guane, otro pueblito de Santander.

Guane

Muchos intrépidos prefieren irse caminando porque el paisaje que acompaña el camino es divino. Pero debido al calor, yo preferí tomar el bus que cuesta $2.300. El viaje hasta Guane desde Barichara en bus dura unos 20 minutos.

Cañón del Chicamocha

El Parque Panachi es el lugar desde donde se puede apreciar el Cañón del Chicamocha. La entrada depende de lo que quieras hacer adentro. Las opciones adicionales son: el parque acuático y el teleférico que atraviesa el Cañón y te lleva hasta La Mesa de Los Santos.

Cañón del Chicamocha

Yo opté por el combo completo, la entrada me costó $60.000. En el Cañón está el monumento a la santandereanidad. Hermoso. La historia detrás de ese monumento es muy bonita y muy importante en la historia del país. No le cuento más, vaya y escúchela usted mismo.

Monumento a la Santandereanidad

La Mesa de los Santos

La Mesa de los Santos es una meseta que está ubicada en el pueblo de Los Santos y un destino en potencia en Santander. Todavía no es muy popular pero estoy segura que con el potencial que tiene puede llegar a serlo muy pronto.

Lo mejor de la Mesa de los Santos es el mariposario, al aire libre que está ubicado en el Centro Turístico Mi Colombia Querida. Es el único mariposario al aire libre del país, y fue diseñado de una manera estratégica para que las mariposas lleguen solas y se queden a vivir su corta vida allí.

Centro turístico Mi Colombia Querida
Mariposario Mauricio Babilonia

La mejor forma de llegar a La Mesa de los Santos es cruzando el Cañón del Chicamocha en el teleférico. Al llegar encontrará una estación turística con restaurantes, una plazoleta y demás actividades.

También se puede llegar desde Bucaramanga tomando el autobús de la flota cáchira en la carrera 16 # 24 – 50. El trayecto tiene un costo de $7.000.

Recomendaciones generales

Disfrute ese departamento. Es de los más bellos que he visitado. Sus paisajes son encantadores, su gente es muy amable y su comida es espectacular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *